Pitin Paraguay

Corrió media cancha para chutar un penal y termina en bochorno

PUBLICIDAD

El partido disputado entre el Atlanta, de la Primera División argentina, y Villa San Carlos, de la Primera B, por la Copa Argentina que finalizó 0-0 en los 90 minutos fue a la tanda de penales, el delantero Gonzalo Coronel, de tan solo 19 años, pidió patear el cuarto penal de su equipo, iba 3-3, pero lo sorprendente en este caso fue que el joven tomó una distancia exagerada, quedando ya cerca de la media cancha.

Entonces, Gonzalo comenzó a correr, se paró en dos ocasiones amagando, para finalmente llegar al balón con un saltó y abrir el pie en un gran gesto técnico para despistar al golero de Villa San Carlos, sin embargo, todo acabó estrepitosamente mal y lo único que se ganó fue ser blanco de burlas durante la semana.

El arquero del equipo rival tuvo tiempo suficiente para dirigirse hacia el balón que salió disparado casi al medio, la potencia tampoco fue suficiente para complicar mucho. Al final el golero tuvo que consolar al joven.

PUBLICIDAD

Tras el penal fallado, Villa San Carlos se impuso por 4-3 en los penales y avanzó en la siguiente fase, eliminando a Atlanta en un encuentro que quedará por la posteridad por la curiosa manera en la que decidió Gonzalo disparar aquel penal.

Pero no solo el video fue ampliamente compartido en redes sociales, ya que un usuario de Twitter decidió colocar un relato de la Chilindrina, de uno de los tantos capítulos de la serie de comedia “El Chavo”, en el que justamente “Chavo” va patear un penal y comienza a tomar distancia hasta llegar al otro lado del patio de la vecindad.

Finalmente, el joven se pronunció tras el penal fallado, explicó el motivo de su curiosa forma de patear penales y aseguró que lo que se dijo luego en las redes sociales y distintos medios deportivos que se hicieron eco de lo ocurrido, no le afectó.

“Yo pateo siempre así. Las veces que hicimos penales en el club siempre me paré vertical a la pelota y con mucha distancia, con el salto”, explicó para TyC Sports.

Yo pedí patear porque me sentía con mucha confianza. Quise hacer las cosas que hago siempre y esta vez me salió mal. No me afectó mucho lo que se dijo, porque lo que me importa es el apoyo de mi familia y de mis compañeros”, agregó.

PUBLICIDAD